La sorpresa que esconde el interior del Donuts Pantera Rosa

Devorando: Donuts Pantera rosa

Hay momentos en la vida que son muy felices, como el día de tu boda, o el nacimiento de tu hijo, pero hay otros momentos cuya alegría es inexplicable, como el día que estas en el supermercado y ves los nuevos Donuts Pantera Rosa, mientras oyes en tu cabeza la típica canción celestial.

Donuts Pantera Rosa

No, ahora en serio, al ver los Donuts Pantera Rosa me puse más contenta que Chicote en una cocina limpia. En cuanto al aspecto de los Donuts Pantera Rosa poco hay que decir, son como un sueco de 130 kg en Benidorm, vamos lo que vienen siendo rosas y redondos. De sabor están muy ricos, tienen una fina capa de chocolate rosa, y saben más a donuts que a pantera rosa, aunque huelen totalmente a pantera rosa.

Ahora viene la parte decepcionante, tras el primer bocado, ¡Oh sorpresa! Pero de las malas… No tiene relleno, no tiene relleno, no tiene re-lle-no…¿En serio?. Al ver el packaging podía intuir que quizás no estuvieran rellenos, pero no me lo quería creer, ¿qué mente tan perversa podría privarnos de esa dulce blanca crema de los dioses?.

People de Donuts, la gran cagada que habíais hecho hasta ahora era dejar de vender el american donuts, de eso ya hablaremos otro día largo y tendido. ¿Pero no rellenar los Donuts Pantera Rosa?, ¿Really? En fin, todavía tenéis la oportunidad de arreglarlo y sacar una nueva versión, solo tenéis que poner “nuevos donuts pantera rosa, ahora rellenos” y rellenarlos, FIN.

¡No hay crema!

Tras mi sobresalto inicial, me calmé y reflexioné. Realmente este producto es lo que dice ser, Donuts Pantera Rosa, es decir, no es una pantera rosa en forma de Donuts, es Donuts pantera rosa, ¿lo pilláis?. Así que lo que tenéis que esperar al comerlo es el sabor de un Donuts con cobertura de pantera rosa, la masa es tipo Donuts no tipo bizcocho.

En mi opinión, el no llevar relleno hace que el producto se quede sin ese “punch” azucarado que se espera de pantera rosa. Los que hemos crecido babeando por comernos una pantera rosa, lo echamos de menos.

Yo compré la variedad de 4 unidades en Eroski y me costó 1,99 € (correcto por cierto), como siempre doy gracias a que vienen en envases individuales, que aunque no es lo mejor para el medio ambiente, soy defensora de que este tipo de guarreridas varias se presenten en formatos individuales, para que gente que carece de autocontrol como yo, lo tengamos un poco más difícil para comernos 4 de una sentada. Quien esté libre de culpa, que lance el primer Donuts. Además, también se vende en formato de 2 unidades, y de 6 unidades.

En otras ocasiones he visto y probado, otras rosquillas, berlinas, donas… recubiertas de glaseado rosa. Sin ninguna duda los Donuts Pantera Rosa (aún no teniendo relleno) son infinitamente mejores.

Y por último,la incognita que todo foodie quiere que sea resuelta, ¿Es un producto de duración limitada o se quedará con nosotros para siempre?. Por si acaso lo retiran, que Donuts es muy dado a esto, ¡corred a por los vuestros!.

Deja un comentario